persusnibaes - Subway to Heaven I
  Persus Nibaes
  Libros de Poesía
  Cuentos
  => Tres
  => Tambores de Silencio
  => El Lárice
  => Bajo Cero
  => Ángel Eléctrico
  => María, Magdalena y Yo
  => La Moto
  => La Noche de las Fogatas
  => Tamagotchi
  => Subway to Heaven I
  => Subway to Heaven II
  => Subway to Heaven III
  => Baby Light my Fire
  => La Trompeta del Ángel
  => Monstruo
  => Bajo Presión
  => Holograma
  => Crema de Estrellas
  => En Remolinos
  => Platón
  => Zoohuman parte I
  => El Último Día
  Novelas
  Persus Nibaes en Larousse Francia
  Análisis Crítico de su Obra
  Mira algunos amigos en el resto del mundo
  Publicaciones Electrónicas
 Viaje 1
 
 
Mientras bajo las escaleras de la inmensa estación subterránea, miro hacia la línea y veo que el tren aún no ha llegado, pero rápidamente escucho el sonido del metro acercarse y al pararme en el costado veo el tren venir. Aceleradamente se detiene frente a mí y las puertas se abren. El esta sentado al final del vagón tal como lo acordamos. Las puertas se cierran y el tren nuevamente se pone en movimiento, yo me acerco y él me saluda. No es indiferente como yo pensaba, es más bien amable.
 
-Hola Farouk- le digo, mientras él dobla el periódico que estaba leyendo y lo deja en un costado, enciende un cigarrillo y se acomoda para la entrevista que acordamos hacer en este tren, que lo llevara lejos...
 
-Hola Javier.
 
-¿Como ha sido todo esto Farouk, de ser estrella del rock y a la vez uno de los músicos más originales del siglo?- Le pregunto sin sacar mi libreta de notas. Me aprendí las preguntas de memoria, aunque quiero que más que una entrevista, sea una conversación.
 
-Prefiero que me digas Freddie, Farouk es mi nombre civil y nunca lo uso. Así me llamaban en la India y en Zanzíbar donde nací, pero aqui soy Freddie Mercury. -me responde bastante calmado y fuma de su cigarrillo. Afuera los letreros de velocidad toman formas curiosas...- Mm mira la verdad es que ser una estrella del rock es más bien molesto después de algunos años. Cuando pasas diez años como una de las personas más comentadas, te terminas aburriendo, cuando pasas veinte y quieres descansar de toda esa presión, te terminas fastidiando, a veces quieres mandar todo al infierno, pero ellos dicen; "Este tipo esta acabado", entonces tú decides continuar asumiendo toda esa presión de estar tan expuesto. Con respecto a lo último, no me considero un músico tan importante como lo dices tú, yo solo he hecho lo que me gusta y si eso le gusta a otras personas, entonces gracias por poder hacerlo, pero soy mas bien reservado con lo que hago.
 
A estas alturas hemos parado ya en varias estaciones, pero como hoy es feriado no entra mucha gente al tren, nos miran algunos, pero nadie se atreve a molestarnos.
 
-¿Pero si tu tienes un perfil tan bajo, por qué la prensa ha sido tan dura contigo, especialmente la inglesa?
 
-Si conmigo deben haber sido más duros que con otros artistas, personalmente creo que es por dos motivos.   Uno, por mi condición de bisexual, porque lo he reconocido y a los demás les molesta que uno diga su verdad.   Dos, porque a su vez no les he dado en el gusto de hablar más de mi vida privada, nunca he contado con quien estoy saliendo, si es hombre o mujer, etc, sino más bien me he vuelto hermético, algo muy natural en una persona que está en boca de todos y eso es algo que también te critican.
 
-¿Hablemos de música?
 
-¡Por favor!
 
-Considerando tu disco Barcelona con Monserrat Caballeé, como un disco de Opera Postmodernista, ¿Crees haber abierto un nuevo género?
 
-No, no considero el álbum Barcelona como un disco de opera, más bien creo que es una gran rapsodia y en eso Queen tiene mucha escuela. Tampoco lo considero posmoderno, es un típico disco del romanticismo. Posmoderno es Pink Floyd y The Beatles, en su época experimental, yo me considero un músico entre clasicista, romántico y rockero, no me nace desestructurar el arte, tal ves por mi rigurosa formación clásica y por mi intereses románticos, pero considero que Barcelona es un disco de varios estilos, como en la mejor tradición Queenera... Mientras Freddie me da clases de música, se acerca un extraño y él se pone un poco incómodo.
 
-¡Tú eres Mercury! ¿Puedes darme un autógrafo?
 
-¡Disculpa esto es una entrevista!- le digo para que el tipo se aleje...
 
-No te preocupes- dice él y autografía un papel, mientras apaga la colilla del cigarro, me queda poco tiempo para bajarme en la estación acordada, asi que debo hacerle una buena pregunta, a pesar de todo igual estoy intranquilo...
 
-Cuando llegues allá, ¿A quién vas a saludar primero? ¿Alá, Mazda o Jehová?
 
-A Jimmy.
 
-¿A Hendrix?
 
-Si, y luego le voy a cantar una canción que compuse hace años y quiero que le ponga guitarra.
 
-¿Una canción con Hendrix? ¿De qué habla?
 
-...Mmm de como caminar por la playa sin mojarse los pies... (ríe) Observo mi estación de destino acercarse, y mientras se detiene el vagón, me paro y me coloco la mochila...
 
-Tengo que irme pronto, ¿Algo para la posteridad?
 
-Si; "Que siempre recuerdes que todo lo que hagas, lo hagas con estilo..."- momentos después nos damos un apretón de manos y se detiene el tren, se abre la puerta y debo cambiar de anden, porque más allá no puedo continuar, al bajarme él toma su periódico y continua leyendo en silencio. El tren se pierde rápidamente en la luz del final del túnel.
Nibanianos 23588 visitantes (53563 clics a subpáginas) que vinieron hoy
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=